Selecciona una regional:
|
Contacto
Síguenos en:
Tema Central
Sonrisas que cambian las miradas

Ahora la espera y la estancia de pacientes y acompañantes en los diferentes espacios de clínicas e IPS Comfandi, es mucho más amena, con los nuevos programas Lego Viajero y Clown Comfandi.

De repente, las salas de espera de la Clínica Amiga de Comfandi se llenan de alegría y color. Los pacientes y sus acompañantes observan con curiosidad al grupo de clowns y recreacionistas que rompen el hielo con juegos y desafíos. Se dibujan sonrisas en los rostros que aguardan inquietos o afligidos, y todo cambia.

De un momento a otro se los ve hacer pompas de jabón o retar a la memoria, vivir travesuras con el triqui o dejar volar la imaginación con el lego. Los tímidos se involucran poco a poco. Y en un abrir y cerrar de ojos, todos ríen, por unos instantes olvidan su enfermedad, abandonan la angustia, dan lugar a la fantasía, vuelven a ser niños.

La escena se repite en las salas de espera de oncología, en quimioterapia, cuidados intensivos, hospitalización, en los corredores… Ya no preocupa tanto llevar puesto un traje de cirugía o estar conectado a una máquina… hay que disfrutar el momento.

En nuestras clínicas e IPS hemos implementado las iniciativas de lego viajero y clown Comfandi, pensando en los pacientes, familiares y acompañantes. El propósito es transformar los rostros, cambiar las miradas con sonrisas y sacar de la rutina a quienes aguardan para ser atendidos, despertando en ellos emociones positivas, incluso, si están pasando por momentos difíciles.

Un servicio cada vez más humano

Sandra Jimena Díaz aguarda en la sala de espera de quimioterapia a que su mamá termine el procedimiento; mientras tanto se deja atrapar por el lego viajero de Comfandi, que ese día llegó para hacerles compañía activa y divertida. La tensión disminuye para ella: “Me parece muy chévere que hagan actividades así en estos entornos estresantes, cargados de tanta tristeza. Estos procesos también permiten que el paciente se desahogue y saque muchas cosas que tiene guardadas”.

Unos corredores más adelante, en la sala de espera de consulta externa, Maryuri López ve cómo Gerónimo, su hijo, se entretiene con el personaje de lego viajero Comfandi: “Animan a todos, a los niños, a las personas de la tercera edad… no se queda uno esperando sino haciendo algo divertido. En un hospital o en una clínica, las personas se deprimen mucho, y más si están hospitalizadas. Es bueno que les alegren la mañana, la tarde…”.

 

“Las actividades con payasos y de armar figuras contribuyeron a elevar mi estado de ánimo mientras estaba en las sesiones de quimioterapia en la Clínica Amiga de Comfandi. Esos detalles me hicieron sentir muy bien, ver la vida de otra manera y también recordé la niñez. Con el lego construí un paisaje y unas personas. Eso significaba que me iba a recuperar y que disfrutaría estar sentada en un jardín en compañía de mi hijo, viendo la naturaleza. Mi último estudio reportó que ya no hay células malignas y espero que todos los que compartieron sesiones conmigo ya no tengan nada”

Rocío González, desde Bugalagrande Paciente de Oncología de la Clínica Amiga Comfandi

Etiquetas: Clínica Amiga, humanizacion, salas de espera, Salud, servicios mas humanizados

Los comentarios están cerrados.