Selecciona una regional:
|
Contacto
Síguenos en:
Servicios
Comfandi contribuye a generar empleo indirecto en la región

Los proyectos de vivienda de la Caja generan espacios de trabajo que favorecen a cientos de familias vinculadas al sector de la construcción como carpinteros, cerrajeros, maestros y ayudantes de obra, entre otros oficios.

 A sus 46 años, Pablo Rodríguez es prueba de que los sueños se pueden transformar y que el futuro se construye con paciencia y confianza. A pesar de que a sus 17 años quería ser futbolista, su historia demuestra cómo Comfandi no solo cumple los sueños de millones de hogares de tener vivienda propia, sino que también genera posibilidades para que emprendimientos del mundo de la construcción se fortalezcan, presten sus servicios o tengan la oportunidad de consolidarse como empresa, contribuyendo a mejorar la calidad de vida de muchas más familias.

Pablo nació y creció en Cali. Sus habilidades y aptitudes físicas hacían de él un gran jugador, pero el rumbo de su vida cambió. La necesidad de contribuir económicamente en el hogar y ayudar a sus hermanos, lo llevaron a continuar con la tradición de sus padres y abuelos: ser maestro de construcción. Pero él no dejó de “meter goles”. A partir de ese momento, las canchas de fútbol se convirtieron en conjuntos residenciales, y de ayudante de construcción pasó a ser contratista por su dedicación y compromiso.

Hoy en día Pablo no cambiaría su vida por cristalizar su sueño de ser futbolista. Todo lo contrario, está agradecido  y se siente feliz de poder ser el capitán de su familia, además de ser el canal para que otros que ejercen su mismo oficio se puedan vincular laboralmente al arte de la construcción. La vida le ha demostrado que no hay nada más satisfactorio que el rostro de las personas cuando reciben un trabajo terminado y poder participar de la transformación de una obra gris a una blanca, lista para estrenar.

“Vivo muy feliz porque con los proyectos de vivienda de Comfandi desde hace 18 años tengo trabajo durante todo el año, con 20 trabajadores fijos, algunos de los cuales llevan 10 años conmigo, y también contrato entre 10 y 12 temporales; así le ayudo a otras familias . Además, puedo emplear a mi familia; conmigo trabajan siempre tres de mis hermanos y mi esposa es la encargada de la parte administrativa”.

Pablo Rodríguez Maestro de construcción

Etiquetas: Comfandi, construcción, proyectos de vivienda, trabajo, vivienda

Los comentarios están cerrados.